Somerton- En su niñez, Javier Hernández soñaba con ser bombero, pero también con ser policía, y no se conformó con una opción, sino que cumplió los dos anhelos, desempeñando ambas profesiones de servicio público en Somerton, desde hace más de una década.

Ahora capitán en el Departamento de Bomberos Somerton-Cocopah, Hernández fue reconocido recientemente ante el concilio por sus 14 años como oficial de reserva en la Departamento de Policía.

"De niño no podía decidir si quería ser policía o bombero; entonces a los catorce empecé como explorador en la ofIcina del Alguacil de Condado, y dos años despues aquí, en el Departamento de Bomberos; fuí explorador de policía y bombero al mismo tiempo", relató Hernández, entrevistado en el marco del reconocimiento.

A Hernández el tiempo le llevó a inclinarse por la profesión de bombero, preparándose para ello en la academia entonces operada por Rural Metro y el Arizona Western College, de la que se graduó en 1997.

"Me gustó más el trabajo de bombero. De niño tenía un vecino que era bombero aquí y a veces venía con el a la estación; me gustaba mucho ver los camiones de bomberos, me llamaba mucho la atención", agregó. Ese vecino, de nombre, José Huizar, influyó mucho en que siguiera esta profesión, añadió.

Pero la inquietud de ser policía nunca cedió, y la oportunidad llegó con la creación de un grupo de SWAT en la corporación policiaca local, mismo que incluía un puesto de paramédico, para el que el jefe de bomberos, Paul de Anda, por las aspiraciones de su capitán, dijo que Hernández era la persona ideal para esa tarea.

Hernández se graduó en el año 2006 de la academia de policía del Central Community College, en ese tiempo ubicada en Casa Grande, y se convirtió formalmente en oficial de policía de reserva.

"Es algo interesante, no creo que hay muchas personas que sean bombero y policía. Soy como una mano extra para que los oficiales tengan descanso, pero tengo las mismas facultades de un oficial", dijo Hernández sobre su experiencia.

"Ser bombero y policía me ha servido en que sé como se hacen lo dos trabajos; por ejemplo, como bombero, cuando vamos a un accidente, sé que hay que preservar evidencia, y así puedo dirigir a mi cuadrilla para que lo haga. Como policía, los oficiales me hacen preguntas y les doy entrenamiento de lo que pasa en el lado de los bomberos; también yo les doy entrenamiento de primeros auxilios y de CPR", agregó.

Araceli Juárez, jefa del Departamento de Policía, expuso a los concejales que Hernández ha sido de gran ayuda para el departamento, permitiendo que oficiales y detectives tengan horas de descanso, especialmemnte cuando tienen el reto de resolver casos delicados, como homicidios: "Sé que un capitán tiene muchas responsabilidades, pero él ha encontrado el tiempo para ayudarnos y ha mostado excelencia en estos catorce años; es el oficial de reserva que por más años hemos tenido", dijo.

Como oficial de reserva, con 16 horas mensuales de servicio, una de las funciones de Hernández es el patrullaje, cubriendo esas funciones frecuentemente en eventos comunitarios, permitiendo descanso a los oficiales de tiempo completo.

Hernandez, de 40 años, cumplió 19 sirviendo oficialmente en el Departamento de Bomberos, y afirma que seguirá dedicando parte de su tiempo a servir como policía de reserva, aunque -afirmó- sea una profesión a la que el público le ha perdido parte del respeto: "Si alguien de la comunidad le habla a los bomberos, todo el tiempo nos atienden bien y nos abren las puertas, pero con un oficial de policía el trato es totalmente diferente, yo creo que se ha perdido parte del respeto que antes tenían a los policías como autoridad", señaló.

Sin embargo, dijo que esa es una percepción que debe erradicarse, porque al final ambos son servidores públicos y están para proteger a la comunidad.

Los jóvenes -finalizó Hernández- deberían probarse como exploradores de policía o bomberos, o de ambos, ya que adquirirían conocimientos y habilidades positivas y utiles: "La comunidad necesita más policias y bomberos, pero ellos no tienen que serlo; al ser exploradores pueden experimentar lo que son estas carreras, servir a la comunidad, y tener conocimientos que les sirven en el futuro".

Recommended for you