Sen. Mark Kelly discusses plans

El senador de Arizona Mark Kelly visitó el puerto de entrada en San Luis para revisar los planes de modernización.

Si hay dos cosas que definen el suroeste de Arizona, son la industria agrícola de Yuma y el viaje y comercio transfronterizo con México. El sur de Arizona y estos enormes impulsores económicos estaban presentes en mi mente mientras trabajaba con republicanos y demócratas creando la Ley de Empleos e Inversión en Infraestructura, la cual es oficialmente ley y creará empleos bien pagados en Arizona, hará crecer nuestra economía y devolverá dinero a los bolsillos de las familias trabajadoras.

El Puerto de Entrada de San Luis procesa más de tres millones de automóviles y siete millones de peatones cada año y, sin embargo, sus instalaciones están envejeciendo. Esto genera congestión y frecuentes retrasos en los cruces fronterizos de mercancía y personas. La eficiencia de este puerto es clave y afecta a muchos trabajos que dependen del comercio, los viajes y el turismo transfronterizo, al igual que a la temporada de cosecha agrícola de Yuma que proporciona productos a la nación. No podemos permitirnos los costos de estas interrupciones y no deberían ser la responsabilidad de comunidades fronterizas como Yuma, Somerton y San Luis. Es por eso que, desde el comienzo de mi término como senador, me he enfocado en lograr que los puertos de entrada de Arizona tengan los recursos necesarios para actualizarlos.

Nuestros puertos no solo necesitan reparaciones, también necesitan la tecnología más nueva para ayudar a los agentes de Aduanas y Protección Fronteriza, que ya están cortos en personal, a procesar a los viajeros y la carga de manera más eficiente y detener la carga y el tráfico ilegal. Ayudé a asegurar fondos para terminar el Proyecto de Modernización de San Luis 1, trayendo actualizaciones atrasadas a una pieza esencial de infraestructura que nos conecta con un socio comercial clave y que aporta la mayoría de los ingresos por impuestos a las ventas en San Luis y las regiones vecinas.

Vinculada con nuestra economía en crecimiento está la necesidad crítica de asegurar nuestro futuro hídrico. Los agricultores de Yuma ya son líderes en este tema, mostrando al mundo cómo cultivar más con menos agua, mediante el uso de medidas innovadoras en prácticas de riego y múltiples sistemas de cultivo. Pero para continuar cultivando y cosechando productos que alimentan a Arizona y al país, necesitamos un plan comprensivo para ser más resistentes a la sequía actual. Nadie conoce este tema mejor que los arizonenses. Y como parte del equipo que redactó las disposiciones sobre el agua de este proyecto de ley, propuse una serie de prioridades de agua en Arizona, como financiar por completo un plan de contingencia de sequía en la región, que ayudará a mantener agua en el lago Mead para evitar más recortes en entregas de agua del río Colorado en Arizona. También defendí la modernización de la infraestructura del agua en todo el oeste, incluidos proyectos en la región de Yuma. Eso significa que los viejos canales, presas y plantas de bombeo de agua que han estado en uso durante décadas recibirán las actualizaciones que necesitan para mejorar nuestro almacenamiento de agua y la eficiencia a largo plazo, todo mientras se crean más empleos aquí en el estado.

Más importante aún, también significa que los arizonenses tendrán acceso al agua limpia que necesitamos para vivir y prosperar. El trabajo que hemos realizado en esta histórica legislación bipartidista hará realidad este objetivo, y muchos más. Ya sea renovando nuestras viejas carreteras y puentes, ampliando el acceso a Internet de alta velocidad o creando soluciones a los efectos del cambio climático, los impactos de esta legislación se sentirán en todos los rincones de nuestro estado. Logramos pasar esta ley y continuaré trabajando para cumplir con Yuma en el Senado de los Estados Unidos.

0
0
0
0
0

Recommended for you