SANCHEZ

El alcalde de San Luis, Gerardo Sánchez, en campaña de distribución de cubrebocas. Sánchez advirtió el riesgo de que la reapertura de la economía no esencial en S.L.R.C. se refleje en un repunte de casos de COVID-19 en la región.

San Luis, Ariz.— La decisión de reapertura de actividades no esenciales al sur de la frontera podría implicar mayor riesgo de que los casos de COVID-19 se incrementen en la región, advirtió el alcalde de esta ciudad.

El 22 de julio, el Comité Municipal de salud de San Luis Río Colorado aprobó la reapertura de negocios considerados no esenciales, luego de más de cuarto meses de cierre, y tras determinar, el gobierno federal, que en Sonora disminuyó el riesgo de la pandemia.

Para el alcalde Gerardo Sánchez, quien también por su profesión ha estado viendo de cerca el desarrollo de la pandemia de coronavirus, con la reapertura en la ciudad vecina podría replicarse lo que sucedió en Arizona y en esta área, cuando repuntaron los contagios los casos confirmados de COVID-19 después de reabrir actividades no esenciales.

“Yo creo que es algo muy delicado, no sé si se tomaron en cuenta ejemplos como el de Arizona, donde se reabrió demasiado rápido y los números se fueron arriba”, dijo el munícipe, quien reiteró que la medida tomada en San Luis R.C. puede implicar el mismo riesgo.

Sánchez señaló que la recomendación del Centro para el Control de Enfermedades es que la reactivación gradual de negocios se haga cuando haya una tendencia de menor crecimiento de casos confirmados del virus, y que esa tendencia se mantenga de 4 a 12 semanas.

En San Luis R.C. se ha registrado menor ritmo de crecimiento de contagios en poco más de un mes, el ultimo mes, comparado a los meses anteriores. Sin embargo, el aumento de casos es sostenido y, hasta el miércoles, había 1,221 casos confirmados de COVID-19.

Sánchez recordó que cuando se reabrieron negocios no esenciales en la entidad aumentó el ritmo de crecimiento en el número de casos confirmados, y en parte fue porque el público relajó las medidas de cuidado.

Además, dijo que el riesgo de aumento de los contagios es regional por el flujo de personas del área de Yuma hacia San Luis R.C. y de esa ciudad hacia San Luis, Arizona, y el resto del condado.

En ese sentido, el alcalde recomendó a los residentes de San Luis y del área de Yuma tomar las medidas de sanidad necesarias si visitan restaurantes y otros establecimientos en la vecina ciudad, para disminuir riesgos a terceros, pero también para prevenir que regresen contagiados.

El munícipe recordó que, recientemente, el gobernador del estado de Arizona ordenó de nuevo el cierre dee nuevo gimnasios y otros establecimientos no esenciales, obligado por el repunte en la incidencia de COVID-19, y eso es algo que podría verse también al sur de la frontera.

Esta semana, en un comunicado, Rebecca Ching, directora de Promoción y Desarrollo Turístico, afirmó que los restaurantes y otros establecimientos no esenciales implementaron protocolos sanitarios para reabrir, pero también llamó al público a practicar las recomendaciones para prevenir contagios: “Hago un llamado a no bajar la guardia y seguir con las medidas preventivas, no queremos regresar a semáforo rojo”, expresó.

En el caso de los restaurantes reiteró que se estableció el distintivo Restaurante Seguro, que certifica que el establecimiento y el personal cumplen con las medidas sanitarias relativas al COVID-19.

Cabe mencionar que otros municipios declinaron la reapertura de no esenciales, mientras que el gobierno de Sonora declaró que mantendria las mismas medidas de semáforo rojo, considerando aún a la entidad en riesgo máximo por la pandemia.

0
0
0
1
1

Recommended for you